viernes, 28 de agosto de 2009

EL SUEÑO

Situado en la alcoba de tus sueños y recuerdos,
se entremezclan mis ilusiones con tus suspiros,
y la mirada mía, cautiva por dos místicos zafiros,
prepara el tibio encuentro de nuestros cuerpos.

He de embriagarme con tus dulces besos,
y perderme entre tus taciturnas delicias,
dando descanso a mis lascivas caricias,
enredándote con mis labios y brazos presos.

Has de ofrecerme el veneno más tierno,
y de bailar conmigo al ritmo del viento,
mientras en nuevas formas de amarte intento
amarrarme a ti para salir de este infierno.

Cuando la noche ha terminado,
Despierto, ya sin la magia del hachís,
en una alcoba carente de tu fino matiz,
recordando como un sueño todo lo que ha pasado

Isaac Romero
Ciudad de México 2009

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada